Centro de Recursos para PYMES – COVID19. Encuentra toda la información sobre las medidas y ayudas disponibles Leer más

La Libra repunta pese a la derrota de la votación del acuerdo de May

  • Volver al blog
  • Análisis del Mercado de Divisas
    Análisis del Mercado de Divisas>Special Reports
    Análisis del Mercado de Divisas|Comercio Exterior
    Análisis del Mercado de Divisas|Sobre Ebury
    Comercio Exterior
    Comercio Exterior|Finanzas
    Comercio Exterior|Sobre Ebury
    Finanzas
    Finanzas|Fintech
    Finanzas|Sobre Ebury
    Fintech
    Fintech|Sobre Ebury
    Fraude
    Prensa
    Sobre Ebury
    Sobre Ebury>Eventos
    Special Reports
    Uncategorized>Reuniones BCE
  • Latest

16 January 2019

Autor
Enrique Díaz-Álvarez

Chief Risk Officer at Ebury. Committed to mitigating FX risk through tailored strategies, detailed market insight, and FXFC forecasting for Bloomberg.

La Libra se recuperó en más de un uno por ciento frente al Dólar estadounidense el martes por la noche, a pesar de que el acuerdo de Brexit de Theresa May fue rechazado, de forma abrumadora, en la tan esperada votación parlamentaria de Reino Unido.

El acuerdo de salida de la UE de May fue rechazado rotundamente por 432 votos frente a 202, una diferencia aplastante de 230, la mayor derrota en la historia del gobierno de Reino Unido. Si bien esta derrota de May era ampliamente esperada, la magnitud de la misma fue mucho mayor de lo que el mercado había estado valorando.

En las horas previas a la votación, los inversores incrementaron las apuestas a que Theresa May perdería la votación por un margen significativo. La Libra se estrelló desde sus máximos de dos meses frente al Dólar estadounidense durante la tarde y fue enviada, brevemente, por debajo del nivel de 1,27, inmediatamente después del comunicado de la Cámara de los Comunes.

Sin embargo, este movimiento a la baja fue extraordinariamente breve ya que el par GBP/USD revirtió rápidamente sus pérdidas y rompió el nivel de 1,28. Paradójicamente, pensamos que los inversores han asumido que la dimensión de la derrota es, en realidad, una buena noticia para la Libra en el corto plazo. Una derrota más ajustada para Theresa May probablemente habría asegurado otra infructuosa negociación entre Reino Unido y la UE que podría haber culminado en una segunda votación apresurada en cuestión de semanas y, finalmente, inútil.

Dada la situación, vemos muy pocas posibilidades de que se pueda forzar un acuerdo para la fecha de salida de la UE establecida, el 29 de marzo. Con el liderazgo Tory, los líderes de la UE y el partido laborista, todos, en contra de un escenario de “no acuerdo” creemos que ahora es altamente probable que se prorrogue, por lo menos tres meses, el Artículo 50. Esta prórroga del Artículo 50 no solo otorgaría más tiempo a Reino Unido y la UE para lograr un acuerdo más amistoso sino que también aumentaría la posibilidad de un segundo referéndum, el llamado “voto popular”. Como hemos reiterado en numerosas ocasiones, esto sería, inequívocamente, positivo para la Libra, dado que presentaría alrededor del 50% de posibilidades de que Reino Unido permanezca dentro de la Unión Europea después de todo.

¿Qué ocurrirá después?

Como era de esperar, el líder de la oposición, Jeremy Corbyn, presentó una moción de censura del gobierno después de la derrota de May, la primera de este tipo desde marzo de 1979. Esto se debatirá el miércoles. Si la Cámara vota a favor de tal moción, se abrirá la posibilidad de elecciones generales en cuestión de semanas, aunque, nuestro caso base es que el gobierno actual sobreviva.

Bajo la enmienda Grieve y tras la decisión de la Cámara de los Comunes, Theresa May, ahora, tiene tres días hábiles para regresar al Parlamento con un plan de acción. May anunció que regresará con un plan alternativo el lunes y, aunque descartó repetidamente la posibilidad antes de la votación de este martes, consideramos que es muy probable que esto implique una prórroga del Artículo 50.

Dicha prórroga del Artículo 50 sería una noticia positiva para la Libra, desde nuestro punto de vista, dado que aumentaría las posibilidades de que se alcance un acuerdo amistoso y dejaría la puerta abierta a otro referéndum. Por lo tanto, mantenemos nuestras previsiones alcistas para la GBP en el corto plazo. También seguimos siendo optimistas a largo plazo y creemos que una salida un tanto frustrada y retrasada de la UE, que eliminase el importante riesgo a la baja que supone un “no acuerdo”, aseguraría que la Libra fuese una de las principales monedas con mejores resultados en el mundo este año.

Redes Sociales