🎯 Webinar - 25 de Junio | Navegando entre la incertidumbre: Impacto de las elecciones francesas y británicas en los mercados de divisas. Registros.

El dólar y las divisas relacionadas con las materias primas suben tras la ‘subida moderada’ del BCE

( tiempo de lectura: 5 min. )

  • Volver al blog
  • Análisis del Mercado de Divisas
    Análisis del Mercado de Divisas>Special Reports
    Análisis del Mercado de Divisas|Comercio Exterior
    Análisis del Mercado de Divisas|Sobre Ebury
    Casos de Éxito
    Comercio Exterior
    Comercio Exterior|Finanzas
    Comercio Exterior|Sobre Ebury
    Eventos
    Finanzas
    Finanzas|Fintech
    Finanzas|Sobre Ebury
    Fintech
    Fintech|Sobre Ebury
    Fraude
    Prensa
    Sobre Ebury
    Sobre Ebury>Eventos
    Special Reports
    Uncategorized>Reuniones BCE
  • Latest

18 septiembre 2023

Autor
Enrique Díaz-Álvarez

Director de Riesgos Financieros de Ebury
Enrique es responsable de toda la gestión de la operativa y procesos de tesorería. Figura clave en Bloomberg como principal analista de FX y de tendencias macroeconómcias del mercado.

El principal acontecimiento de la semana pasada fue la reunión del Banco Central Europeo, en la que subió los tipos de interés pero sugirió que podría ser la última subida por ahora (en un aparente acuerdo entre los miembros agresivos y los moderados).

L
os precios de las materias primas y los tipos de interés siguen subiendo, a medida que los inversores empiezan a prever un mundo de gasto deficitario persistente y presiones inflacionistas. El rendimiento de los bonos del Tesoro estadounidense a 10 años coqueteó con nuevos máximos de 18 años al cierre semanal del viernes. El dólar y las divisas de los países de los mercados emergentes exportadores de materias primas se beneficiaron de este contexto. Las divisas latinoamericanas siguen brillando en 2023, y la clasificación de la semana la encabezan el peso colombiano, el mexicano y el chileno, junto con el real brasileño.

Los grandes acontecimientos de esta semana que arranca serán las reuniones de septiembre de la Reserva Federal (el miércoles) y del Banco de Inglaterra (el jueves). A diferencia del BCE, existe un consenso en el mercado de que la Fed mantendrá los tipos sin cambios. Es probable que el Banco de Inglaterra suba los tipos y es quizás el banco central del G10 que está más lejos del final del ciclo. El informe sobre la inflación de agosto de Reino Unido, que se publica el miércoles, y los índices PMIs de actividad empresarial de las principales áreas económicas, que se conocerán el viernes, completarán una semana inusualmente cargada de datos.

EUR

El BCE optó por un compromiso entre halcones y palomas en su reunión de septiembre. Los primeros consiguieron una subida a cambio de sugerir que el BCE cree que ya ha subido los tipos lo suficiente por ahora.

Creemos que el BCE puede ser demasiado optimista ya que los signos de estanflación se acumulan, como por ejemplo el aumento de los costes laborales, por un lado, y la caída de los índices PMIs, por otro. Esta semana obtendremos la última lectura sobre esto último. Las expectativas al respecto ya son bastante sombrías, lo que nos lleva a pensar que el valor de la moneda común ya descuenta el pesimismo en los niveles actuales, sobre todo cuando en China empiezan a aparecer las primeras señales positivas desde hace un tiempo.

USD

El informe de inflación de agosto publicado la semana pasada nos dejó algunas sorpresas ligeramente negativas. Se esperaba un repunte de la inflación general debido a la subida de los precios de la energía, pero el subíndice subyacente, más importante, sorprendió al alza con un aumento mensual del 0,28%, equivalente al 3,4% anualizado. Esta última cifra supone la primera ruptura de la tendencia desinflacionista en EE.UU. en seis meses.

Sin embargo, probablemente no sea suficiente para cambiar el rumbo de la Fed, por lo que, al igual que el consenso del mercado y de los economistas, esperamos que mantenga los tipos de interés sin cambios esta semana. La clave de la reunión será si el banco central se opone a las expectativas del mercado de que el ciclo de recortes comenzará a mediados del próximo año.

GBP

El informe laboral de julio mostró que los salarios británicos aumentaron a una asombrosa tasa anualizada del 8,5%, lo que, en nuestra opinión, garantiza otra subida de tipos por parte del Banco de Inglaterra en su reunión de esta semana.

Por supuesto que las expectativas del banco serán clave, pero esperamos ver que el Comité de Política Monetaria está cada vez más alarmado por los indicios de que los efectos de segunda ronda impulsan las presiones inflacionistas en Reino Unido. Creemos que las expectativas actuales de un tipo de interés terminal de alrededor del 5,5%, seguido de recortes a principios de 2024, no se ajustan a la realidad y esperamos que el Comité de Política Monetaria se oponga a estas expectativas el jueves, lo que supondría un apoyo para la libra. Dicho esto, últimamente los comunicados de los miembros del Comité han sido un tanto moderados, en particular los del gobernador Bailey, que recientemente advirtió de que los tipos se acercaban a su nivel máximo. Por lo tanto, el jueves podrían producirse más disensiones a favor de mantener los tipos, y una retórica que suscite una mayor preocupación por las perspectivas de crecimiento del Reino Unido. No esperamos que el BoE indique todavía que ha terminado de subir los tipos, pero tampoco es probable que se comprometa a nuevas subidas.

JPY

Las crecientes expectativas de que el Banco de Japón podría subir los tipos de interés antes de lo previsto aún no se han reflejado de forma significativa en el yen japonés, que sigue cotizando en torno al nivel de 148 frente al dólar estadounidense. La semana pasada, el gobernador del Banco de Japón, Ueda, señaló que la volatilidad del tipo de cambio del yen y el impacto de un yen más débil en la inflación nacional podrían animar al banco central a cambiar su postura sobre la política de control de la curva de rendimientos (YCC por sus siglas en inglés) y abandonar los tipos de interés negativos.

De este modo, el anuncio de política monetaria del Banco de Japón del viernes será muy importante. No esperamos ningún cambio en los tipos esta semana, aunque nos preparamos para un giro de línea dura que podría poner fin al YCC en la próxima reunión, y una primera subida de tipos de 10 puntos básicos en alguna de las próximas reuniones. Por primera vez, los swaps descuentan por completo una primera subida de tipos en enero que, si los responsables políticos aluden a ella, podría desencadenar un fuerte repunte del yen hacia finales de semana.

CNY

El yuan chino ha tenido una semana estelar, con una fuerte subida tanto frente al dólar estadounidense como frente a su cesta de divisas ponderada por el comercio. El par USD/CNY cayó por debajo del nivel de 7,3, mientras que este último subió a su nivel más alto desde mayo, un movimiento que puede atribuirse tanto a los datos económicos como al apoyo de las autoridades. La semana pasada comenzó con los datos financieros de agosto, que mostraban un aumento del endeudamiento, y terminó con una serie de datos económicos que fueron por lo general mejores de lo esperado. Cabe destacar el repunte de la producción industrial y de las ventas al por menor, así como un ligero descenso de la tasa de desempleo.

En conjunto, los últimos datos permiten albergar la esperanza de que el punto álgido de debilidad de la economía china podría haber quedado atrás. Las autoridades están trabajando para asegurarse de que así sea. El jueves, el PBoC anunció un recorte de 25 puntos básicos en el coeficiente de reservas de los bancos (RRR), el segundo de este año. Al día siguiente, como se esperaba, el banco mantuvo estable el tipo de interés del MLF, aunque el PBoC inyectó 191.000 millones de yuanes, además de refinanciar 401.000 millones de yuanes de préstamos a medio plazo que vencían este mes.

El banco central mantiene su compromiso de apoyar la recuperación económica, aunque no abandona el yuan. Continúan las fuertes fijaciones, junto con las intervenciones verbales, y algunos informes sugieren acciones de orientación para las instituciones financieras con el fin de frenar la presión sobre la moneda. No hay mucho que hacer esta semana, aparte del anuncio de la LPR a 1 y 5 años del miércoles. Dado que la semana pasada no se modificó el tipo del MLF, cualquier ajuste sería una sorpresa.

 

🔊 ¿Quieres mantenerte al día de toda la actualidad de los mercados? ¡No te pierdas FXTalk!.


¿Quiere saber más del mercado de divisas y sobre cómo nuestros expertos pueden ayudarte? Contacta con nosotros.

Redes Sociales