El Banco de Inglaterra se prepara para la mayor subida de tipos desde 2009

Enrique Díaz-Álvarez31/Jul/2018Análisis del Mercado de Divisas

Los responsables políticos del Banco de Inglaterra se reunirán este jueves y gran parte del mercado anticipa el primer aumento de tipos de interés del banco en Reino Unido en lo que va de año.

Tras el mensaje moderado del BoE en su reunión de mayo, los legisladores volvieron a encender las esperanzas de que el banco pudiera subir los tipos de interés nuevamente este año durante su reunión de junio. En la reunión de junio, el economista jefe Andy Haldane sorprendió al mercado al convertirse inesperadamente en el tercer miembro del comité en votar por un aumento inmediato de los tipos. Los políticos se dividieron en 6-3 a favor de mantener los tipos sin cambios en 0,5% tras dos reuniones consecutivas en las que Ian McCafferty y Michael Saunders fueron los únicos disidentes.

La retórica del banco central también dio señales de optimismo para futuras subidas, preparando así al mercado para la posibilidad de que otros miembros del comité pudieran seguir el ejemplo de Haldane en la próxima reunión. Las actas afirmaron que “una serie de indicadores del gasto y la confianza de los hogares se habían recuperado fuertemente de lo que parecía ser una debilidad errática”. El gobernador del Banco de Inglaterra, Mark Carney, preparó el escenario para un aumento de tipos de interés en agosto durante el discurso en un evento en Newcastle a principios de julio. Carney nuevamente argumentó que la caída del crecimiento en el primer trimestre del año fue causada, principalmente, por el clima adverso, algo que debería ser temporal.

La fijación de precios del mercado para un aumento de tipos de interés esta semana ha aumentado bruscamente por encima del 50% después de la última reunión del MPC, con el mercado cotizando una probabilidad de un alza cercana al 90% (Figura 1). No hace falta decir que, por lo tanto, si no se produjera una subida por parte del Banco de Inglaterra esta semana sería vista como una gran decepción para el mercado y llevaría a una liquidación bastante fuerte de la Libra. El mercado, como siempre, prestará mucha atención a la votación sobre los tipos. En la actualidad, sólo Sir Jon Cunliffe parece opuesto a la perspectiva de tipos más altos, con los miembros Vlieghe y Tenreyro sugiriendo que podrían estar listos para votar por una subida durante sus respectivos discursos en las últimas semanas.

 

Figura 1: Probabilidad implícita de subida de tipos por parte del BoE [02/08/18] (Enero 2018 – Junio 2018)

El mercado pasó por alto, en su mayoría, los decepcionantes datos de inflación en la tercera semana de julio, que los economistas consideraron poco probable que llevara a un alza esta semana. La inflación subyacente se mantuvo estancada en 2,4% después de que el mercado hubiera observado un incremento a 2,6%, mientras que la medida central, que elimina los componentes volátiles de energía y alimentos, disminuyó a mínimos de más de un año, 1,9% (Figura 2). El aún alto nivel de la inflación general, que se mantiene por encima del objetivo del 2% del banco, es, sin duda, una de las razones principales detrás de la necesidad de mayores tipos de interés en Reino Unido.

Figura 2: Tasa de inflación Reino Unido (2013 – 2018)

A pesar de las últimas cifras de inflación y de la incertidumbre actual sobre las negociaciones en cuanto al Brexit, creemos que el Banco de Inglaterra elevará los tipos en otros 25 puntos básicos este jueves, aunque es poco probable que la votación sobre los tipos sea unánime. Esperamos que el alza vaya acompañada de una reiteración de que sería apropiado un “ajuste continuo de la política monetaria”, aunque a un ritmo gradual. Vale la pena señalar que Gran Bretaña tiene la economía con crecimiento más lento del G7 y, por lo tanto, el BoE probablemente tendrá que esperar a ver un repunte en la actividad económica antes de estar listo para siquiera señalar un ritmo más rápido de alzas en los tipos. El Banco continuará destacando los principales riesgos planteados por el Brexit y el gobernador Carney probablemente reiterará que las negociaciones serán el mayor impulsor de los tipos en Reino Unido.

Creemos que la libra debería recibir algún tipo de apoyo de la política del Banco de Inglaterra este año y esperamos ganancias para la divisa, aún infravalorada, frente a la mayoría de las principales monedas durante el resto del año.

Print

Escrito por Enrique Díaz-Álvarez

Director de Riesgos de Ebury. Responsable de la dirección estratégica y el análisis del mercado de divisas para la empresa y sus clientes, Enrique es reconocido por Bloomberg como uno de los analistas más exactos en sus previsiones de divisa.