La libra se hunde con datos económicos mixtos y las luchas internas sobre el Brexit

Enrique Díaz-Álvarez23/Jul/2018Análisis del Mercado de Divisas

La libra fue la moneda con peor desempeño del G10 la semana pasada. Los datos laborales, relativamente buenos, no fueron suficientes para contrarrestar las decepcionantes cifras de inflación ni las noticias sobre que la Primera Ministra May tiene cada vez más dificultades para presentar un plan coherente en torno al Brexit.

Cabe destacar el último arrebato retórico de Trump, esta vez sobre los tipos de interés y el dólar, lo cual tuvo un impacto negativo en el billete verde causando la pérdida de todas las ganancias de la semana.

Un comienzo destacable en la semana fue, indudablemente, el del real brasileño que registró ganancias significativas frente a cualquier otra moneda importante después de que los partidos centristas decidieran unir su apoyo hacia un solo candidato presidencial.

EUR

Después de una semana muy tranquila en la zona euro, esta semana la atención se centrará en la reunión de julio del BCE. No se esperan cambios en la política ni en la orientación planteada, por lo que esperamos que la conferencia de prensa tras la reunión brinde más claridad sobre la opinión del Consejo en cuanto a los riesgos comerciales y la decepción de que la inflación subyacente no marque una tendencia convincentemente al alza. También serán clave los datos del índice PMI de actividad comercial para julio que se publicarán el viernes.

GBP

Las buenas noticias del mercado laboral de la semana pasada se vieron ensombrecidas por las cifras de inflación que fueron inferiores a las previstas. Seguimos esperando otro aumento en los tipos de interés por parte del Banco de Inglaterra este verano pero es probable que la votación sea muy ajustada.

Aún menos predecible será el flujo de noticias sobre el Brexit. La sensación de desorden por parte del Gobierno aumentó la semana pasada y la posibilidad de una ampliación del plazo para el próximo año está comenzando a circular. Creemos que el reciente castigo de la libra es excesivo y que la mera ausencia de noticias negativas será suficiente para mantener la libra bien respaldada.

USD

La incertidumbre política está empezando a pesar en el dólar estadounidense. Será clave ver si Trump da seguimiento a sus quejas sobre las alzas de tipos y el dólar estadounidense, pero el crecimiento del PIB en el segundo trimestre debería mostrar un crecimiento muy fuerte lo cual, sumado al estímulo fiscal aún en desarrollo, continuaría por presionar a la Fed para que siga aumentando los tipos gradualmente.

Print

Escrito por Enrique Díaz-Álvarez

Director de Riesgos de Ebury. Responsable de la dirección estratégica y el análisis del mercado de divisas para la empresa y sus clientes, Enrique es reconocido por Bloomberg como uno de los analistas más exactos en sus previsiones de divisa.