El dólar se ralentiza ante la decisión de la Fed de no subir tipos. Mientras, las elecciones en EEUU centran toda la atención

Enrique Díaz-Álvarez26/Sep/2016Análisis del Mercado de Divisas

La semana pasada, la Reserva Federal rechazó la posibilidad de aplicar una subida de los tipos de interés. Los mensajes contradictorios que se arrojaron en la reunión sobre el posible camino que seguirá la política monetaria generaron cierta confusión en los mercados. Sin embargo, el dólar acabó la semana cotizando a la baja, ya que la divisa registró ligeras pérdidas frente a la mayoría de monedas principales. Las dos excepciones más notables fueron, de nuevo, el peso mexicano y la libra esterlina, que presentaron peor rendimiento. El primero siguió padeciendo las noticias que apuntan a que Trump está acortando distancias respecto a Clinton en las encuestas para las elecciones presidenciales de Estados Unidos, mientras que la libra volvió a perder valor, de una forma un tanto desconcertante, ante la escasez de noticias.

Las elecciones presidenciales de Estados Unidos ya se han convertido en el centro de atención para los mercados de divisas, y esta semana seremos testigos del primero de los tres debates en los que se verán las caras Hillary Clinton y Donald Trump. Dado que por el momento no hay reuniones a la vista de los principales bancos centrales, el resultado del debate y la reacción que este causará en los mercados de divisas brindarán información de suma importancia en cuanto al posible comportamiento que mostrarán las monedas en las semanas que preceden a las elecciones, que se celebrarán en noviembre.

Principales divisas en detalle:

EUR

Durante esta semana, el evento al que deberá estar más atenta la moneda común será la publicación del nivel de inflación de la Eurozona para el mes de septiembre, dato que verá la luz este viernes. Existe la posibilidad de que, impulsadas por el incremento de los precios de la energía, las cifras generales se recuperen y dejen atrás los niveles interanuales del 0,4% registrados el mes anterior. Sin embargo, es probable que el nivel de inflación subyacente, que resulta más pertinente a estos efectos, se mantenga en un 0,8%: un porcentaje muy inferior a los objetivos marcados por el BCE. Con anterioridad al viernes, esperamos que el euro fije la vista en las encuestas que se realicen después del debate para las elecciones presidenciales de Estados Unidos, que se publicarán a lo largo de la semana y marcarán el rumbo de los movimientos de los mercados.

GBP

En estos últimos siete días, durante los que apenas se emitieron datos significativos o declaraciones políticas, la libra esterlina mantuvo un comportamiento un tanto confuso en relación con sus principales pares. En esa misma línea, esta semana estará marcada por una notable calma en lo que respecta a nuevas informaciones, por lo que esperamos que la cotización de la libra esterlina se rija principalmente por los acontecimientos que se produzcan fuera del territorio británico. No obstante, en nuestra opinión, la depreciación de la libra resulta excesiva y no nos sorprendería que fuésemos testigos de un rebote a corto plazo.

USD

La reunión del FOMC celebrada en septiembre arrojó datos para todos los gustos. Los tipos se mantuvieron invariables, pero tanto las declaraciones como la conferencia concedida por la presidenta Yellen apuntaban con fuerza a una subida de tipos en diciembre y dejaba abierta la posibilidad de que esta medida se lleve a cabo en noviembre. Asimismo, tres de los diez miembros se opusieron a esta medida y se mostraron favorables a una aplicación inmediata de la subida, en lo que supuso un giro muy inesperado de los acontecimientos. Sin embargo, el gráfico de puntos (“dot-plot en inglés) puso de relieve otra caída en las expectativas de los miembros del FOMC en cuanto al camino que seguirán a largo plazo las políticas de la Fed en materia de tipos de interés.

Gráfico 1: Gráfico de puntos sobre la decisión de subida de tipos de la Reserva Federal

dot plot

Después de un inicio de semana dubitativo, parece que los inversores se decantaron por el conservadurismo actual y el dólar mostró una ligera tendencia a la baja frente a la mayoría de monedas principales durante el resto de la semana.

La atención se centra ahora en el primer debate presidencial que se celebrará esta noche. Desde nuestro punto de vista, tanto los analistas como los medios de comunicación han exagerado un tanto la reducción del diferencial conseguido por Trump en las encuestas en las últimas semanas, y creemos que Hillary Clinton sigue siendo, con diferencia, la candidata favorita a ganar las elecciones. Además de la ligera ventaja que se le atribuye en las encuestas, el sistema de colegios electorales, por el cual el candidato que se alza con la victoria en un estado obtiene todos sus delegados, favorece ligeramente a la representante del Partido Demócrata. Estaremos pendientes de futuros impactos en el mercado de divisas.

Print

Escrito por Enrique Díaz-Álvarez

Director de Riesgos de Ebury. Responsable de la dirección estratégica y el análisis del mercado de divisas para la empresa y sus clientes, Enrique es reconocido por Bloomberg como uno de los analistas más exactos en sus previsiones de divisa.