Relativa calma en los mercados, a la espera del aluvión de datos y acontecimientos en junio

Enrique Díaz-Álvarez31/May/2016Análisis del Mercado de Divisas

En nuestro anterior informe semanal, mencionábamos que la semana pasada sería probablemente tranquila, antes de que la incertidumbre de datos y acontecimientos en junio se aparece de los mercados. De hecho, la semana pasada no se produjeron acontecimientos importantes en términos de datos no esperados grandes titulares o movimientos de divisas. En lo que representa un caso poco común, todas las monedas principales mantuvieron una tendencia estable con una variación inferior al 1% respecto al punto en que se encontraban al inicio de la semana. No obstante, sí pudimos percibir cómo la libra esterlina continúa con su dinámica alcista desde los mínimos de varios años registrados frente al euro y el dólar, a medida que se van disipando los temores en relación con un resultado favorable al Brexit en el referéndum.

Esta semana recibiremos la primera publicación de una larga serie de noticias de gran relevancia que verán la luz a lo largo de junio, el informe del mercado laboral de Estados Unidos. En nuestra opinión, dicho informe, a ser publicado el viernes, determinará si la Reserva Federal opta por aplicar una subida de tipos en junio. Bastará con que la cifra cumpla las expectativas para que se dé luz verde al segundo incremento de los tipos de interés en el país desde 2006. Asimismo, la reunión del BCE que se celebrará el próximo jueves supondrá una cita clave, aunque no esperamos que aporte mucha información a los mercados.

Nuestros clientes siguen preocupados por la incertidumbre que ocasiona el referéndum de Reino Unido para sus negocios con el país, por lo que continúan cubriendo su exposición a la libra esterlina, tanto a corto como a largo plazoPor último, cabe destacar que las empresas suizas han aprovechado los sólidos niveles que han mostrado muchas divisas para comprar.

Principales monedas en detalle

EUR

La semana pasada, en la zona euro experimentamos una ligera, aunque preocupante, caída en el principal indicador de sentimiento empresarial compuesto PMI. No obstante, y debido a la enorme cantidad de estímulos monetarios que se han proporcionado a la economía de la Eurozona, nuestras expectativas apuntaban en dirección contraria.

Estas noticias, junto con las publicaciones sobre inflación que vieron la luz durante los días precedentes, no resultan halagüeñas para la reunión del Consejo de Gobierno del BCE de esta semana. Sin embargo, no esperamos que se tomen grandes medidas ni que se entable una comunicación muy activa con los mercados, ya que el BCE desea conceder el margen de tiempo suficiente para que las medidas que se han implantado hasta el momento den los frutos esperados. No obstante, a menos que presenciemos un incremento constante de la inflación y el PMI, es de esperar que, en lo que resta de verano, las noticias económicas de la zona euro estén dominadas por la aplicación de nuevos paquetes de estímulo.

GBP

Con pocas novedades en cuanto a noticias económicas o declaraciones políticas, la cotización de la libra esterlina durante la semana pasada respondió, una vez más, a las nuevas encuestas sobre el referéndum. Las noticias fueron tranquilizadoras y parece que las posibilidades de que se materialice el Brexit se han reducido drásticamente hasta situarse muy por debajo del 20%. Tal como era de esperar, la libra mostró un comportamiento positivo durante toda la semana pasada, repuntando frente a la mayoría de sus pares principales.

Pero esta calma en términos de información de relevancia llegará a su fin esta semana. Estamos atentos al discurso que pronunciará el gobernador Carney el jueves, y a la publicación de los principales indicadores de sentimiento empresarial PMI el jueves y el viernes. Como consecuencia de las últimas encuestas realizadas, esperamos percibir cierto impacto positivo en la confianza empresarial.

USD

El optimismo que arrojan las noticias macroeconómicas recientes en Estados Unidos, sumado a los comentarios firmes y constantes de los miembros del Comité Federal de Mercado Abierto (FOMC), ha impulsado la subida del dólar y ha sacudido las previsiones a las que apuntaba el mercado de tipos de interés. La “dependencia en materia informativa” del repunte de junio se resume, en líneas generales, en el informe laboral de mayo que se publicará este viernes. Probablemente, las cifras se contraerán como consecuencia de la importante huelga de Verizon, con una participación de en torno a los 40.000 empleados. Si obviamos el efecto de este hecho puntual, lo que esperamos es que otra cifra cercana a los 200.000 puestos de trabajo, allane el terreno para que la Reserva Federal aplique la segunda subida de tipos de este ciclo, en junio, lo que seguiría brindando un apoyo positivo para la estabilidad del dólar.

Print

Escrito por Enrique Díaz-Álvarez

Director de Riesgos de Ebury. Responsable de la dirección estratégica y el análisis del mercado de divisas para la empresa y sus clientes, Enrique es reconocido por Bloomberg como uno de los analistas más exactos en sus previsiones de divisa.