Fuerte apreciación del euro tras el anuncio del BCE y la decepción del mercado

Enrique Díaz-Álvarez07/Dec/2015Análisis del Mercado de Divisas

La semana pasada, la gran expectación generada en torno a la última reunión del BCE del año, acabó con un resultado decepcionante para el consenso y con una fuerte apreciación del euro. A pesar de que el paquete de medidas de estímulos monetarios fue significante, incluyendo un recorte en los tipos de interés sobre depósitos y la prolongación del actual programa de flexibilización cuantitativa (QE), las medidas anunciadas por el Presidente Draghi fueron consideradas insuficientes por los inversores. De manera adicional, esta decisión puso en relieve el peso que siguen teniendo los miembros del Comité pertenecientes al Bundesbank, capaces de formar una efectiva oposición al anuncio de más medidas expansivas.

El resultado en el mercado de divisas fue la fuerte apreciación del euro frente al dólar y la libra esterlina. La reunión del BCE también tuvo impacto sobre las bolsas y los mercados de bonos soberanos, así, ambos activos acabaron la semana significativamente a la baja. La fortaleza del dato de nóminas en Estados Unidos, el cual garantiza más o menos el aumento de tipos este mismo mes, no ayudó mucho al dólar, el cual terminó la semana cotizando a la baja frente a la mayoría de divisas principales.

EUR

Las expectativas formadas alrededor de la reunión del BCE de la semana pasada y las medidas que éste tomaría, eran tan altas que quizás la decepción de los mercados fuera casi inevitable. Al final, el tipo de interés sobre depósitos bancarios fue disminuido sólo un 0,1%, hasta el -0,3%; y el programa de flexibilización cuantitativa fue ampliado hasta marzo de 2017 (desde septiembre de 2016, fecha prevista para finalizar), lo cual implica la compra de activos adicionales por valor de 360 mil millones de euros.

Además, el BCE anunció un mayor número de instrumentos para la compra de bonos, incluyendo bonos regionales y locales, algo que tal vez haya sido pasado por alto en los mercados. Sin embargo, la cantidad de compra de activos mensual no fue aumentada, tal y como el consenso esperaba, lo que sugiere que los miembros pertenecientes al Bundesbank tienen más influencia de lo que creíamos. Esto resulta preocupante, así como el rally del euro que siguió a la reunión del BCE, acontecimiento con el que el Presidente Draghi no debe estar contento.

Mantenemos inalterada nuestra previsión para el EUR/USD y creemos que el cambio acabará el año alrededor del nivel de 1,05, por lo que esperamos que la mayor parte de las ganancias conseguidas por el euro la semana pasada se vayan liquidando mediante posiciones cortas en las próximas semanas.

GBP

En Reino Unido se publicaron distintos datos la semana pasada. El índice PMI publicado fue bastante fuerte, particularmente para el sector servicios, que creció de 54,9 a 55,9. Esto proporciona cierta tranquilidad acerca de la modesta desaceleración que vimos en el dato del PIB del tercer trimestre. Parece que no se seguirá esa tendencia y podemos esperar que el crecimiento se recupere a una tasa del 2-3%. En cualquier caso, nada de lo anterior tuvo ni más mínimo impacto en los mercados de divisas, preocupados por las expectativas del BCE. La libra continua siguiendo los movimientos que el dólar va marcando en los mercados y la semana pasada la vimos caer en paralelo al dólar, respecto al resto de monedas del G10, excepto frente al yen japonés.

USD

La principal noticia en Estados Unidos la semana pasada fue una vez más el sólido informe de nóminas de noviembre. La economía añadió un total de 211.000 puestos de trabajo netos y el dato del mes anterior fue revisado al alza, lo que sitúa la media de los últimos tres meses cerca de los 220.000 puestos. El desempleo se mantuvo sin cambios en el 5%, aunque los salarios generales se incrementaron a una tasa anualizada del 2,4% en los últimos tres meses, por encima de la inflación general y la inflación subyacente.

La reunión del BCE del pasado jueves robó el protagonismo al informe laboral de EE.UU., pero los datos confirman nuestras expectativas para que la Reserva Federal decida aumentar los tipos de interés por primera vez en su reunión de diciembre.

Confiamos en que esta información sea de su interés. Si desea recibir más información o asesoramiento para estrategias de cobertura, no dude en ponerse en contacto con nosotros.

Print

Escrito por Enrique Díaz-Álvarez

Director de Riesgos de Ebury. Responsable de la dirección estratégica y el análisis del mercado de divisas para la empresa y sus clientes, Enrique es reconocido por Bloomberg como uno de los analistas más exactos en sus previsiones de divisa.