El potencial exportador vasco fuera de la zona euro

Duarte Líbano Monteiro25/Jun/2015Comercio Exterior

Artículo publicado en papel en la sección de comercio exterior de la revista de la industria vasca, Empresa XXI (02/06/2015)

Según Ebury, el euro se depreciará hasta un 15,8% de su valor con respecto al dólar para el año 2016, lo que servirá de impulso para las ventas a los Estados Unidos.

Las cifras oficiales correspondientes a 2014 nos muestran que el potencial exportador vasco ha marcado un máximo histórico y las exportaciones de Euskadi superaron el récord logrado en 2011, tras alcanzar un volumen de transacciones superior a los 22.240 millones de euros, más de un 8% que el ejercicio precedente. Además, a la consecución de este logro contribuyó de manera decisiva el importante incremento registrado en el número de empresas que se han sumado a la actividad exterior. Si tomamos como referencia, el año 2009, prácticamente al comienzo de la crisis, se ha duplicado el número de empresas que venden fuera. De estar registradas unas 7.000, se ha pasado a 14.000 a finales del año pasado. Estos datos sitúan a Euskadi en el quinto puesto de los territorios más exportadores del Estado, con una cuota de exportación que se acerca al 10%.

Del análisis del sector exterior vasco, se desprende además que la apertura a mercados fuera de la zona euro se ha convertido desde hace años en uno de sus  rasgos de identidad, y es sin duda un indicador de la madurez y amplitud de miras de su sector industrial.

De hecho, si se analizan los datos relativos a los últimos cuatro años, comprobamos que  el peso de los mercados de influencia no euro se mantiene en el entorno del 50%, lo que da cuenta de la capacidad de la empresa vasca para moverse con éxito en unos mercados en los que, además de sortear las dificultades inherentes a legislaciones específicas, es necesario convivir con la variable del tipo de cambio, que puede afectar de manera muy sensible a los retornos esperados y, por consiguiente, a la cuenta de resultados de las empresas.

Quizás, uno de los sectores que mejor reflejan el potencial de la internacionalización vasca es el de la automoción, que además de ser uno de los motores principales de la economía de la región y estar formado por casi 300 empresas, exporta el 90% de su facturación, lo que explica en gran parte el superávit comercial de Euskadi. El desarrollo que la industria automovilística vasca, cuyas exportaciones se elevaron casi un 25% en el último ejercicio, probablemente solo sea comparable a la de algunos länders o estados federados alemanes. Hay que decir, además, que la mayor exposición de este sector a destinos fuera de la zona euro ha sido decisiva para la consecución de sus excelentes resultados. De hecho, la industria de la automoción está potenciando la venta de piezas y componentes en mercados emergentes como Rusia, India y China.

Que la mitad de las exportaciones vascas se dirija a mercados fuera de la zona euro (de los diez principales destinos de las ventas al exterior vascas, hay cuatro que no cuentan con la divisa común: Estados Unidos, Reino Unido, China y Polonia), hace presagiar que la reciente depreciación de la moneda común puede ayudar a situar los productos vascos entre los primeros a la hora de competir en los mercados internacionales. Sin duda, se trata de una oportunidad que no pueden dejar escapar. En este sentido, no es descabellado pensar que, si las empresas vascas han sido capaces de competir en territorios desconocidos con un tipo de cambio absolutamente adverso, ahora, con un euro en plena precipitación, deberían emerger como una gran fuerza exportadora y continuar situando al sector exportador de Euskadi en cifras históricas.

Print

Escrito por Duarte Líbano Monteiro

Director General de Ebury para España y Portugal. Profesional experto de la industria financiera con más de 10 años de experiencia en gestión y dirección de ventas, que lidera la fuerte expansión de Ebury para el mercado ibérico.