México y Colombia son la puerta de acceso a Latino América del sector textil español

Mercedes Estrada13/Nov/2014Comercio Exterior

El sector de textil, confección y calzado español ha aumentado su presencia internacional en los últimos años, con un aumento del 47% de exportaciones entre 2008 y 2013, mientras que las importaciones en el mismo periodo han crecido sólo un 4%. Estos datos vienen explicados en gran medida por la expansión internacional de grandes firmas de moda españolas, que en términos absolutos son las que más contribuyen a las ventas internacionales, mientras que las ventas de las pymes han sido fuertemente castigadas durante los últimos años, especialmente aquellas que han dependido del mercado nacional exclusivamente.

Entre las marcas de moda españolas destaca Mango, firma con mayor presencia internacional, con tiendas en más de 100 países e  Inditex cómo líder indiscutible en facturación dentro del sector español del textil y la confección, con distintas marcas que han conseguido satisfacer a distintos segmentos de clientes.

Ambos ejemplos son pioneros en exportación, pero no dejan de ser eso, ejemplos que, aunque han logrado ser el escaparate de la moda española en el extranjero, no representan la realidad de la industria textil española, la cual contando con más de 8.000 empresas dedicadas a la moda, está formada fundamentalmente por pymes. Sólo 30 de ellas consiguen la consideración de gran empresa.

Cataluña, Valencia y Galicia son las tres comunidades españolas más importantes en la industria de la moda por valor de producción, como muestra el siguiente mapa.

Mapa de distribución del textil en España

Fuete: Informe sobre el Sector Textil y Confección elaborado por la Subdirección General de Estudios, Análisis y Planes de Actuación, presentado en abril de 2004

La realidad de la mayoría de pymes españolas, como las empresas de calzado valencianas o de confección catalanas, es muy distinta. Las asociaciones españolas especializadas en textil recomiendan a las pymes iniciar planes de expansión si aún no lo contemplan, para dejar de depender de una demanda interna castigada por la crisis y cuya cuota de mercado es predominantemente para las grandes cadenas.

Aunque algunos expertos en el sector afirman que aún existe un gran desconocimiento en el exterior por la moda española, también reconocen que el impacto exterior de Zara y Mango ha sido decisivo, fortaleciendo la marca española, lo que puede beneficiar a otras empresas que quieran abrirse camino internacional. De hecho, nuevas marcas españolas fundadas después del año 2000, como Bimba & Lola, El Ganso o Shana han soportado su estrategia de ventas en planes de expansión intercontinental y a día de hoy cuentan con  gran presencia mundial y sus ventas en el extranjero representan entre el 20 y el 30% del total.

Potencial de textil español en Latino América

Como en la mayoría de sectores de consumo, Portugal, Francia y países europeos, son el primer destino exportador de las empresas españolas del sector textil, por razones evidentes como ventajas fiscales, de distribución y el uso de la misma moneda. Las exportaciones totales a la Unión Europea como principal socio comercial suponen más del 60%.

Marruecos y Argelia, por cercanía y por la relación que ambos países tienen con plantas de producción textil españolas en algunos casos, son los dos destinos africanos donde las empresas textiles españolas inician sus pasos fuera de Europa.

Pero es sin lugar a dudas el salto continental a Latino América el que tiene mayor potencial en la actualidad. México, Colombia, Brasil y Argentina encabezan la lista de destinos latinoamericanos preferidos de las empresas textiles y de confección españolas, que  ven en estos países un amplio escenario para el crecimiento de su empresa.

La imposición de aranceles a las importaciones textiles por parte de algunos de estos países, para proteger a los empresarios locales, no ha supuesto un freno para empresas españolas y de todo el mundo para asentarse en el país y las cifras no han hecho más que crecer en los últimos años.

México ha sido tradicionalmente el país latinoamericano con mayor peso de las exportaciones textiles españolas, hecho principalmente fomentado por las relaciones comerciales entre ambos países y la libertad comercial arancelaria que caracteriza al país, actuando de puerta de acceso a otros países latinoamericanos.

A día de hoy, la tercera economía latinoamericana, Colombia, se posiciona cada vez más en la industria de la moda, al ser el país estratégico y de referencia, elegido por empresas internacionales para abrir nuevas filiales y desde donde iniciar su despliegue de tiendas por el continente.  En 2013, España importó textil a Colombia por valor de 88,5 millones de euros, un 420% más que en 2006.

Por último, no podemos dejar de mencionar Argentina y Brasil, dos de los mercados que mayor crecimiento y potencial han demostrado durante los años de la crisis para el sector textil.

Así, el reto y objetivo actual de las empresas españolas del sector textil es evidente, aumentar el porcentaje total de ventas que provienen del extranjero mediante una mayor diversificación geográfica.

Print

Escrito por Mercedes Estrada

Marketing Manager para España y Portugal de Ebury. Licenciada en Economía por la UCLM, postgraduada en Dirección de Empresas y especializada en marketing de contenidos.