Continua el rally del Euro a pesar de los buenos datos publicados en EEUU

Enrique Díaz-Álvarez09/Dec/2013Análisis del Mercado de Divisas

Los mercados de divisas mostraron curiosos movimientos la semana pasada. El euro se apreció frente a la libra y el dólar a pesar de las fuertes diferencias económicas entre Europa y el resto de las principales economías mundiales que están creciendo. Ni los buenos datos de empleo en EEUU, ni el descenso del PMI de servicios en Reino Unido parecieron desconcertar a los inversores que vieron una subida de la moneda común entre un 1% y 1,5% frente a casi todas las principales divisas del G-10.

GBP

El informe de la oficina de responsabilidad presupuestaria de otoño no resultó ser nada especial. En él se mencionó la introducción de algunas medidas fiscales expansivas pero su impacto en la economía será poco menos del 1% del PIB. Además, todo ello será recuperado en años fiscales posteriores. Más impactante fue la publicación del sentimiento económico del sector servicios (PMI). Este retrocedió ligeramente, pero se mantuvo por encima de los 60 puntos lo que es consistente con una fuerte expansión económica. Adicionalmente, el componente de nueva actividad empresarial de cara al futuro de la encuesta, se mantuvo en 63 puntos. Estos niveles son consistentes con el fuerte y continuado crecimiento del PIB. La libra no llegó a beneficiarse de los datos positivos publicados y perdió terreno frente al euro mientras que se mantuvo constante durante toda la semana frente al dólar.

EUR

El BCE no anunció ninguna nueva medida de desahogo en su última reunión celebrada la semana pasada, en contra de lo que los mercados venían esperando. Se actualizaron las previsiones de inflación y crecimiento, extendiéndolas por primera vez a 2015.
Se espera que la inflación, que se sitúa actualmente en un 0,9%, crezca para finales de 2014 y se sitúe en un 1,1%, incrementándose ligeramente hasta 1,3% en 2015.

Debido a la gran y persistente brecha de producción abierta en Europa, la gran tasa de desempleo y la baja presión sobre los salarios en los sectores político y económico, consideramos que estos niveles son demasiado optimistas y se espera que la inflación continúe sorprendiendo de forma negativa al BCE.

USD

El informe clave de la semana fue, por supuesto, el dato de empleo en Estados Unidos correspondientes al mes de Noviembre. Los números fueron una vez más muy positivos. La economía estadounidense generó una cifra neta de 203.000 empleos en Noviembre, por encima de los 180.000 esperados. La tasa de desempleo cayó en una cifra inusualmente alta del 0,3%, y el ratio más importante para la población (es decir, el % de los adultos en edad de trabajar que tienen un puesto de trabajo) creció también. Sin embargo, estos últimos datos se han visto afectados por el cierre federal de Octubre, por lo que es mejor compararlos con los niveles de Septiembre. Durante estos dos meses, el desempleo se redujo del 7,2% al 7,0%, y la relación entre el empleo/población fue plana, manteniendo unas cifras más que respetables. La Reserva Federal está satisfecha por estos números, por lo que mantenemos nuestra opinión de que el repliegue de estímulos económicos empezará en la reunión del FOMC de Enero. Hay una pequeña oportunidad de que esto se produzca incluso antes, en la reunión de este mes. Sin embargo, el FOMC nunca ha iniciado un ciclo de ajustes en Diciembre. Esperamos que esta tradición se mantenga en este caso, a pesar de que el repliegue de estímulos no implique un ajuste en el mismo sentido que la subida de tipos que se hizo en el pasado.

Print

Escrito por Enrique Díaz-Álvarez

Director de Riesgos de Ebury. Responsable de la dirección estratégica y el análisis del mercado de divisas para la empresa y sus clientes, Enrique es reconocido por Bloomberg como uno de los analistas más exactos en sus previsiones de divisa.