Los mercados restan importancia a la crisis Chipriota y al revuelo ocasionado en Europa

Mercedes Estrada25/Mar/2013Análisis del Mercado de Divisas

El poder resolutivo de las autoridades Europeas para negociar el rescate en Chipre devolvió al euro a mínimos. El acuerdo inicial que forzaba a todos los depositarios a incurrir en pérdidas y se saltaba el principio de garantía para los depósitos inferiores a 100.000 EUR encontró una clara y rápida resistencia popular. Los mercados, sin embargo, parecen seguros de que la crisis de Chipre es un hecho aislado debido a su pequeño tamaño. Ni los bonos de deuda de los países periféricos ni el euro se movieron mucho durante la semana pasada, y la moneda única acabó la semana apreciándose ligeramente. Los valores de renta variable y las materias primas bajaron ligeramente, en una semana sin muchos incidentes en los mercados.

GBP

La noticia principal en Reino Unido fue el presupuesto general del estado. No se produjeron cambios significativos en el actual presupuesto global al contrario de lo que se esperaba, salvo un modesto alivio en los impuestos a empresas en 2014, así como algunos planes modestos sobre la vivienda. Esto nos lleva a cambiar nuestra visión de que la economía va a mostrar un mayor crecimiento en 2013, por lo que el Banco de Inglaterra empezará la compra de Bonos pronto. Si bien, los datos sobre empleo y ventas al por menor han mostrado una mejoría esta semana pasada, por lo que creemos que la recesión en Europa tendrá un mayor peso en las declaraciones del Banco de Inglaterra. Se espera que el objetivo de recaudar otros 50 mil millones de libras se cumpla para el verano. El lanzamiento del presupuesto no causó un gran impacto en la libra, cerrando la semana sin gran cambio frente a las principales divisas.

EUR

El euro logró registrar un buen rendimiento, terminando ligeramente al alza frente al dólar a pesar de las noticias negativas. La “troika” no ha gestionado la crisis de Chipre de la forma esperada. El paquete de rescate inicial, contiene gravámenes para todos los depositantes e ignora la garantía Europea de EUR100.000 (que se acordó respaldar durante la crisis de Lehman en 2008). La medida inicial, fue rechazada por el parlamento chipriota, pero no antes de asustar a los depositantes provocando miedo e incertidumbre sobre los bancos chipriotas que solo podía ser contenido mediante su cierre. Durante la noche, la “troika” fue capaz de negociar un acuerdo de segundo rescate que tiene como objetivo proteger a los pequeños depositantes, asegurando que el sector bancario chipriota sigue siendo líquido. El acordado rescate terminará con el Cyprus Popular Bank Plc, acabando con los bonistas, imponiendo pérdidas en algunos de los depositantes del Bank of Cyprus Plc. Mientras los depositantes con depósitos inferiores a EUR100.000 serán garantizados, los grandes depositantes estarán sujetos a un impuesto del 40%. El euro cotizaba alto esta mañana después de la noticia del rescate. Sin embargo, los estrictos controles de capital son ciertos, como único medio para mantener el funcionamiento de los bancos, y por tanto Chipre tendrá de facto una nueva moneda no convertible. Chipre es realmente muy pequeña (0.2% del PIB Europeo) para tener un gran impacto en el contexto del EUR, pero creemos que las revelaciones acerca de la extrema debilidad de las instituciones europeas y la toma de decisiones es importante. La crisis de Chipre ha eclipsado una semana con pocas noticias macroeconómicas. El índice PMI (índice de gestores de compra) de Marzo cayó bruscamente a 46.5, teniendo que tener en cuenta que las encuestas se llevaron a cabo antes de la crisis de Chipre. Los estudios se redujeron para la mayoría de países, siendo Francia una nueva preocupación con 42 puntos. En general, no compartimos la satisfacción del mercado sobre las negativas perspectivas europeas así como su debilidad institucional, y esperamos que la tendencia del euro continúe a la baja.

USD

La mayoría de publicaciones económicas de segundo nivel en los EE.UU. continuaron reflejando una imagen positiva sobre la economía del país, además de que hasta ahora se ve poco impacto de las subidas de impuestos en enero o de los recortes en el presupuesto que tuvieron lugar en marzo. El repunte en el mercado de la vivienda y el fortalecimiento moderado en el mercado de trabajo hasta ahora ha compensado la resistencia fiscal. Además, el crecimiento de ambos parece continuar: las solicitudes semanales de desempleo todavía tienden a la baja, y las viviendas iniciadas y los permisos de construcción se incrementaron con fuerza durante la semana pasada. El reducido tamaño del sector comercial de EE.UU. facilita que dicho país pueda soportar la crisis europea mejor que cualquier otra gran economía, y es por ello que esperamos que el dólar mantenga su tendencia alcista durante todo el 2013.

Print

Escrito por Mercedes Estrada

Marketing Manager para España y Portugal de Ebury. Licenciada en Economía por la UCLM, postgraduada en Dirección de Empresas y especializada en marketing de contenidos.