Mientras el Banco de Inglaterra se mantiene en su línea más dura, los datos positivos sostienen a la libra en una semana relativamente tranquila

Mercedes Estrada23/Apr/2012Análisis del Mercado de Divisas

La libra fue la estrella de la última semana en el mercado de compraventa de divisas. En una semana que, de lo contrario, hubiese sido más tranquila, la publicación de las Minutas del Banco de Inglaterra fueron considerablemente más duras de lo esperado. Más aún, la inflación en el Reino Unido sorprendió una vez más al alza. Los estrategas se apresuraron a rebajar sus expectativas sobre la cercana implementación de una nueva ronda de facilidad crediticia por parte del Banco de Inglaterra, y como resultado la libra se revalorizó frente a todas las principales monedas. Más allá de la libra esterlina, el mercado de valores y el de materias primas se consolidaban, y la ausencia de grandes novedades desde la eurozona dieron impulso al euro frente al Dólar.

EUR

Los datos publicados la semana pasada en la Eurozona no fueron demasiado importantes. La producción en el sector de la construcción cayó un fuerte 7,1% en febrero, aunque la caída se vio agravada por el mal tiempo y se espera cierta recuperación en marzo. El dato positivo del índice alemán de confianza entre los inversores (IFO index) fue oscurecido por una importante caída en la matriculación de vehículos en Francia. De nuevo, ninguna de estas noticias es suficiente para modificar la foto: la eurozona se ha hundido en una nueva recesión, con la periferia experimentando diversos grados de colapso económico y los países centrales sosteniéndose mejor. Tal vez lo más destacable fue la caída del gobierno holandés durante el fin de semana debido a la negativa de la extrema derecha a imponer la famosa medicina de austeridad europea, así como la previsible derrota de Sakorzy en la primera ronda de las elecciones presidenciales francesas. Los eventos ocurridos en los Países Bajos son muy importantes, ya que ese país había sido muy agresivo en cuanto a la imposición de las políticas de austeridad en la periferia. Por lo tanto, la credibilidad de los aladiles de la austeridad se ha llevado -otro más- un severo varapalo. La moneda común se revalorizó moderadamente frente al Dólar, a pesar de que los acontecimientos del fin de semana no pueden servir de apoyo. En cualquier caso, el rango de 1,30 a 1,35 ha demostrado ser mucho más difícil de romper de lo que habíamos creído.

GBP

Una mala semana para todos aquellos que hemos estado esperando un aumento en el objetivo del Banco de Inglaterra de compra de bonos soberanos para el mes de mayo. Primero, las minutas de la reunión de abril de la Comisión de Política Monetaria (MPC minutes) revelaron que el miembro del comité Adam Posen, el más pesimista de todos ellos, había retirado su voto en favor de una nueva ronda de facilidad crediticia. El último dato de evolución del mercado laboral fue coherente con una estabilización de la tasa de desempleo, y la altamente volátil cifra de ventas minoristas registró una sorprendente ruptura al alza. Por último, y no por ello menos desconcertante, la inflación sorprendió al alza una vez más. A pesar de que “factores especiales” han tenido un peso considerable en esta sorprendente escalada, si estos “factores especiales” se convierten en un rasgo habitual de la variable inflación, no pueden lógicamente ser tratados como “especiales”. Más aún, la inflación subyacente no se está desacelerando tanto como el nivel de actividad económica debería provocar, lo que parece indicar una mayor degradación de la capacidad de producción de la economía. A pesar de que nuestra visión de crecimiento plano del PIB en el primer trimestre se mantiene, parece que la economía toma un impulso más positivo de lo que esperábamos y que el Reino Unido puede haber sido capaz, aunque sea a marchas forzadas, de evitar una recaída técnica en recesión. Por lo tanto, posponemos nuestro llamamiento para establecer una nueva e inmediata ronda de liquidez hasta junio, y en breve revisaremos nuestra previsión a corto plazo de la cotización de la libra hacia cotas más optimistas.

USD

La mayoría de datos relevantes del segundo trimestre en los Estados Unidos también han sido publicados la semana pasada. La cifra de producción industrial se mantuvo en el nivel esperado y las solicitudes semanales de desempleo volvieron a aumentar, mientras que el más significativo dato que fija la media de las cuatro últimas semanas ha reculado a los niveles de enero. Hay algunas matizaciones por razones de estacionalidad, debido a las vacaciones de Semana Santa, pero tras esta semana creemos que nos encontramos a tan sólo otro dato negativo más relativo al número de trabajadores para que revisemos moderadamente a la baja nuestra expectativa de creación de empleo y, por consiguiente, del camino a la recuperación económica en 2012. Por ahora, mantenemos nuestras expectativas de una caída muy lenta de la tasa de desempleo, de una reactivación de la producción inmobiliaria y de manufacturas y de un nivel de crecimiento medio del 2,5%, lo que hace del Dólar estadounidense la moneda más atractiva entre los principales países desarrollados.

Print

Escrito por Mercedes Estrada

Marketing Manager para España y Portugal de Ebury. Licenciada en Economía por la UCLM, postgraduada en Dirección de Empresas y especializada en marketing de contenidos.